Ricos desayunos muy fáciles de preparar

Comenzar el día con un buen desayuno es ideal para tener las fuerzas necesarias y las energías para culminar todas las actividades. Ahora bien, en vista del corto tiempo que a veces se posee ¿es posible preparar desayunos ricos y fáciles?

Los mejores desayunos fáciles para preparar

La respuesta es un rotundo sí. Algunos de los desayunos más deliciosos solo necesitan 10 minutos para su elaboración, o quizá mucho menos. Algunos de estos son los siguientes:

Omelette de vegetales

Los vegetales son una buena opción para comenzar el día, ya que aportan importantes nutrientes al organismo. Solo se necesitan:

  • 1 cebolla pequeña.
  • 2 tomates maduros.
  • 4 huevos separados.
  • 2 cucharadas de mantequilla.
  • Sal y pimienta al gusto.
  • Orégano en hojas.

Para la preparación

Es importante comenzar cortando la cebolla en láminas muy finas y el tomate en cuadros pequeños. Se vierten las claras de huevo en un recipiente limpio que esté seco y se le agrega una pizca de sal y se baten hasta que lleguen al punto de nieve.

Después se proceden a agregar las yemas junto a una pizca de pimienta y se bate un poco más. En una sartén debe derretirse una cucharada de mantequilla y se colocan la mitad de los huevos y se procede a cocinar a fuego lento por un lado.

Luego se toma la mitad de los vegetales cortados para colocarlos sobre el omelette, se dobla este por la mitad y se cocina por minutos para que cubra los vegetales, repitiendo la operación con los ingredientes restantes.

Waffles

Esta receta típica es muy conocida por lo deliciosa que es y su fácil preparación, por lo que puede estar lista en unos 10 o 15 minutos, y solo se requiere lo siguiente:

  • 1 huevo.
  • 2 tazas de harina de trigo.
  • 2 tazas de leche liquida.
  • 1 pizca de sal.
  • 2 cucharaditas de polvo para hornear.

Para la preparación

Mientras la waff

lera se calienta en un recipiente limpio y seco se debe colocar el huevo y batirlo, para luego agregar la harina, el polvo de hornear y la sal. Esto debe removerse hasta que se comience incorporar la leche para crear una masa espesa.

La leche debe incorporarse lentamente y batiendo de forma constante. Se agrega la mezcla en una wafflera ya caliente con un cucharon y se cubre bien toda la superficie.

Se procede a cocinar por 5 minutos, se baja la tapa luego de ese tiempo y se cocinan hasta que se despeguen solo de las placas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *